Videos de Jaimito

Jaimito es uno de los nombres con los que se le conoce a este personaje protagonista de miles de chistes que han ido pasando de generación en generación, la forma en que se le llama varía del país y región aunque con solo decir “chistes de Jaimito” la mayoría puede reconocer al personaje y saber que será quien tendrá el rol principal en este tipo de historias cortas que desembocan en un final hilarante, en ocasiones pueden ser chistes aptos para todos pero en otros más son para personas de cierta edad en adelante, se tratan en general de chistes verdes como son conocidos, es decir tienen contenido picante y atrevido, también es común que se juegue con el doble sentido.

Hay que mencionar que Jaimito también está presente en muchos países de otros continentes pero los nombres son totalmente diferentes, en países de Latinoamérica es común llamarle también Pepito, Benito, etc. Algunos datos ficticios acerca del origen de Jaimito es que nació en Puerto Urraco pero no se sabe la fecha exacta aunque ya tiene varias décadas así que muchos estiman que si fuera real sería ya una persona muy mayor, algunos indican que en realidad este personaje es hermano gemelo de Pepito y no son el mismo.

Fuera del mundo ficticio existen quienes creen que el personaje se basa en un personaje de las películas de Federico Fellini aunque otras teorías más precisas indican que todo surgió a partir de publicaciones de historietas en revistas para niños en España, dichas publicaciones fueron entre los años 1945 y 1976 por la editorial Valencia, habían varias historietas pero una de las más populares eran las de Jaimito quien solía hacer travesuras y meterse en todo tipo de situaciones.

Algunos datos sobre los chistes de Jaimito es que la mayoría de los chistes ocurren en su escuela y suelen incluir a su profesora y también en su casa con su madre, lo cierto es que hoy en día es parte de la cultura popular de casi todo el mundo y a pesar de las nuevas tecnologías y medios de entretenimiento, este personaje ha sabido sobrevivir y continúa pasando de generación en generación.

Deja un comentario